“Tomamos a la persona tal como es: extraordinaria, y la llevamos a su máximo nivel alineando desarrollo personal y profesional”

¿Qué significa para ti el desarrollo personal? ¿Qué significa para ti el desarrollo profesional? ¿Crees que existe desarrollo profesional sin desarrollo personal?

Si fueras tu propio mentor, coach o el profesional responsable de tu desarrollo….cómo harías para demostrarte a ti mismo, cliente, que el hecho de mejorar en tu capacidad de trabajar en equipo, por ejemplo, no va a influir en tu estado de ánimo, tus relaciones personales etc. O al revés cómo te convencerías a ti mismo, cliente, que trabajar para desarrollar tu capacidad de conectar con tus propias  emociones no tendrá un efecto en tu forma de trabajar.

Rizando el rizo…cómo serías capaz de entrenar a una persona para mejorar en una capacidad profesional si no desarrollas aspectos personales.

Cuando realizamos un trabajo de desarrollo de personas, es eso lo que hacemos, desarrollo de la persona. Trabajamos para definir objetivos, identificar fortalezas, detectar áreas de mejora, elaborar planes de acción, consecución de objetivos, etc. Ponemos foco en un punto concreto pero la persona no está dividida en compartimentos estancos. No somos como una muñeca desmontable. Cuando vas al trabajo vas todo TÚ, cuando estás con tu familia estás todo TÚ. Así que como decía, trabajamos poniendo foco en un punto concreto y este trabajo tiene un efecto en la persona de forma integral. Cada intervención influye en tu interior y en tu exterior, en tu familia, trabajo, decisiones, amigos, etc. En definitiva en la relación más importante que tienes en tu vida, la que tienes contigo mismo.

¿Cómo es posible que desarrolles un área denominada “personal” y no repercuta en toda tu persona? Es evidente que influye en TI. En tu persona, que es multidimensional.

Y si lo planteamos al revés. ¿Cómo es posible que desarrolles un área  “profesional” y no repercuta en TI, es decir, en tu persona?

A veces cuando hablamos de desarrollo de personas, nos preguntan si trabajamos en desarrollo personal o profesional y para mí el tema es muy sencillo: Trabajamos en el desarrollo de una competencia, la ruptura de una creencia, la conexión con nuestras fortalezas, etc. Y esto genera una onda expansiva en la que todo tu autoconcepto vibra, resuena y se transforma. Naturalmente.

¿Acaso cuando nos sentimos plenos con el trabajo que desempeñamos  no nos sentimos más felices, satisfechos y hasta realizados?

Más bien me parece a mí que esa  etiqueta de “personal” o “profesional” tiene  más que ver con la escala de valores que tenemos a día de hoy a nivel social. Es como el apellido  “profesional” tuviera más caché, más influencia, más relevancia, más lo que sea que fuere. De nuevo a mi entender, si la etiqueta profesional la colocamos en un lugar superior a la etiqueta personal,  entonces tenemos un problema y nuestra escala de valores necesita ser “reseteada”

El desarrollo de personas se basa en mejorar la calidad de vida de la persona, se trata de caminar hacia la congruencia en el vivir de cada individuo y esto a su vez tiene un efecto en el grupo, el sistema y la sociedad en el que esa persona se desenvuelve.

En Método Invictus trabajamos para hacer que las personas extraordinarias sean invencibles. Es decir, tomamos a la persona tal como es: extraordinaria, y la llevamos a su máximo nivel alineando desarrollo personal y profesional pues no entendemos el uno sin el otro.

¿Y tú qué opinas?

RSJ